Cómo guardar los cuchillos con encanto y seguridad

Porque son enormes y porque son peligrosos, los cuchillos terminan arrinconados en espacios siempre incómodos de la alacena o en un cajón remoto. Inspirate en estas nuevas y originales maneras de guardar los elementos con filo y siempre tenerlos a mano de manera segura.

También te puede interesar: Armá una huerta en tu cocina con pocos elementos

Imantados y encajados

Una superficie imantada adherida a la pared o bajo las alacenas altas permite acomodar los cuchillos lejos de cajones o mesadas. Además, facilita su guardado ya que alcanza con apoyarlos y dificulta la manipulación de manos infantiles porque requiere de cierta fuerza para “despegarlos” del imán.

Otra opción, parecida a la anterior, es la de disponer un recipiente de madera con rajas apropiadas en tamaño y profundidad para la longitud de las hojas afiladas. Así, cada cuchilla “encaja” en su lugar y los lados cortantes quedan fuera de la vista y del alcance.

También te puede interesar: Mudá la cocina a tu terraza

Los cajones ad hoc

En el mercado existe un amplio abanico de alternativas si se necesita un cajón para los cuchillos. Los hay con plantillas adecuadas a los tamaños y mangos; los hay flotantes para colocarlos debajo de un mueble; y los hay con bisagras desplegables para volverlos inaccesibles para los más pequeños. ¡Las opciones son infinitas!

Finalmente, para los más creativos, hay una propuesta económica y distinta: frascos bien altos con palillos de brochette o legumbres; o pequeñas esculturas de madera que, con figuras divertidas, mantienen los cuchillos fuera de todo riesgo.

También te puede interesar: Cuatro detalles para volverte un chef en tu cocina

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Nombre *